Apr 172012
 

VÍCTOR FUENTES
Uno de los retos que, como profesional de recursos humanos, me parece más interesante es el de saber indagar constantemente sobre qué motiva a las personas. Digo constantemente porque interpreto la motivación como un factor dinámico, que evoluciona a medida que las nuevas generaciones se incorporan a la vida laboral, generando una nueva manera de vivir, pensar y trabajar. Acertar a crear un ecosistema donde toda una plantilla, con la diversidad que se le supone, alcance un grado de motivación elevado es esencial para construir equipos de alto rendimiento.

Las organizaciones más evolucionadas asumen que la motivación es un elemento crucial para el óptimo desempeño de su plantilla. Por este motivo, la remuneración pasa a ser una fórmula para activar la motivación de cada cual. Me gusta la idea de que la motivación no se compra con dinero, ya que el salario no sólo tiene una naturaleza económica (ya sea fijo, variable, dinerario o en especie) sino que la retribución también debe satisfacer elementos intrínsecos directamente relacionados con las emociones.

Muchos expertos afirman que la nueva generación demanda sobre todo una alta dosis de flexibilidad para compatibilizar nuestra vida laboral con la personal. Las empresas, para adaptarse a esta nueva manera de interpretar el trabajo, ya han flexibilizado sus horarios y, algunas, hasta han  deslocalizado el lugar de trabajo. Y en general, todas esperan resultados más que horas trabajadas.

Mejorar el entorno social
Esta flexibilidad que demandamos no concluye en combinar el trabajo con nuestra vida personal, sino que también busca la posibilidad de que nuestro desarrollo y objetivos dentro de la empresa tengan un papel activo en la mejora de nuestro entorno social. Ultimamente han sido varias las personas que me han hablado de la necesidad vital de colaborar con algún tipo de voluntariado como modo de darle un valor completo a su carrera. Para muchos, sería un factor de motivación incomparable que la empresa donde trabaja asumiera un papel activo como gestor del bienestar social y compartiera su fuerza laboral con la sociedad. Sería un motivo para sentirse orgulloso de la empresa donde trabajas, un motivo por el que presumir de la organización a la que perteneces. También por parte de la empresa sería una forma de atraer y retener talento, un modo de mejorar el rendimiento, una forma de mejorar el clima laboral, de mejorar la imagen de la empresa…

La oleada de iniciativas sociales que estamos viendo en las empresas en los últimos años nos da una idea de la influencia de la motivación del trabajador en la política empresarial.  Que cada vez nos mueve más el trabajar para favorecer nuestro entorno no se lo inventa nadie; sólo tenemos que mirar las iniciativas sociales de las empresas multinacionales, cazadoras de tendencias de motivación del empleado.  A juzgar por el esfuerzo de las empresas que buscan ser socialmente responsables, parece que empieza a haber una fuerte presión común para que la organización para la que trabajas no sólo cuide del trabajador y del cliente, sino tambiñén del entorno social en bloque.  ¿Es nuestra motivación tan poderosa como para provocar que las empresas contribuyan activamente a reparar y desarrollar el Estado del Bienestar?

 

Víctor Fuentes
Master Especializado en Recursos Humanos en EADA (2011-2012)
www.vfuentes.com


 

  3 Responses to “La motivación de trabajar en una empresa responsable”

  1. ¡Cuanta razón Víctor! La motivación debe ser algo vivo, algo que salga de dentro de cada uno, pero la empresa debe incentivar debidamente al trabajador. No sólo, como bien dices, en forma de retribución económica sino sabiendo compaginarlo con sus vidas.

  2. ¡Qué acertado eso de que la motivación debe ser interpretada como un factor dinámico! Enhorabuena por el artículo Victor :)

  3. Buen artículo, creo que das con la clave cuando dices que la motivación no es solo una cuestión económica. Psicológicamnte la realidad es que la motivación es un factor dinámico donde confluyen una serie de aspectos y que sin duda tiene un fuerte carácter emocional, como bien apuntas. Un saludo

 Leave a Reply

(required)

(required)

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Switch to our mobile site